Red Dead Redemption 2, uno más en la lista

RockstarEn una sociedad capitalista la búsqueda del crecimiento continuo, del máximo beneficio, es un aspecto básico para cualquier empresa. Estamos inmersos en un sistema que fomenta la acumulación de capital, en un contexto donde la competencia para conseguir dicho objetivo es extrema. Por ello, las diferentes compañías que habitan el mercado buscan ingresar la mayor cantidad de dinero al menor coste posible. Algunas se lo toman muy en serio e incluso llevan a cabo explotación laboral. Piensan que es mejor eso que contratar más empleados; que es pertinente obligar a estar 12 horas en la oficina con tal de evitar desarrollos demasiado costosos en el tiempo. En el caso de los videojuegos, todos conocemos las situaciones vividas en Naughty Dog o en Rockstar, aunque si bien esta última firma parece haber mitigado el crunch ante la presión de la comunidad. Hoy toca volver a hablar de esta desarrolladora y editora como actor capitalista. Y es que Red Dead Online se podrá adquirir de manera independiente a partir del 1 de diciembre. 

Esto de primeras es una noticia positiva para aquellos que solo estén interesados en jugar al modo en línea de Red Dead Redemption 2. Si a eso le sumas un precio de lanzamiento de unos 5 euros, entonces la oferta resulta todavía más atractiva. Sin duda, Rockstar está dando facilidades al consumidor, pero eso no implica que la base de este movimiento persiga el bienestar de los jugadores; la decisión de convertir a Red Dead Online en un título independiente responde principalmente a criterios mercantiles. La empresa sabe que existen usuarios dispuestos a disfrutar del multijugador, que no lo han hecho por la obligatoriedad de pagar el juego completo. En cambio, con este importe será casi imposible que se resistan. De rebote, hay que decir que los estadounidenses son conocedores de que la simple novedad podrá atraer a un público no interesado en el producto, pero al cual le apetezca probar la experiencia a un coste mínimo.

Novedad, esa es la clave. Desde la salida del multijugador en 2018, Rockstar lo ha ido nutriendo de nuevos contenidos hasta la actualidad. De hecho, al mismo tiempo que anunciaba su independencia, también comunicaba la preparación de una expansión del rol de Cazarrecompensas, con equipamiento inédito y con bonificaciones de nivel. Que este tipo de política seduce a la audiencia no es palabrería. Prueba de ello es el informe financiero de la filial de Take-Two que comprende entre el 1 de julio y el 30 de septiembre. Según este documento, los ingresos de Red Dead Redemption 2 subieron un 124% y las unidades vendidas se situaron en 35 millones. Así pues, con estas ganancias extraordinarias queda claro que el apoyo al título está garantizado durante muchos años más.

GTA V

Rockstar también sigue apostando por GTA

El western de mundo abierto es un ejemplo más del plan comercial de Rockstar. Ya hemos visto lo mismo con otras producciones como Grand Theft Auto V, cuyo modo online ha recibido numerosas actualizaciones desde 2013. En este caso, la entidad alegó en la presentación del informe financiero citado que GTA continuaba incrementando su audiencia y que la gente no dejaba de desembolsar su dinero, superando incluso las expectativas. De nuevo, los neoyorkinos consiguen exprimir su producto hasta al máximo, conquistando clientes y fidelizándolos. Lo mejor para ellos es que lo hacen con gran rentabilidad, ya que invertir en una expansión es más barato que desarrollar una aventura original. Tras embolsarse ingentes cantidades de dinero, el siguiente paso es llevar a cabo obras cada vez más ambiciosas. Es un círculo vicioso del más y más que un servidor no comparte pero que, desde una perspectiva capitalista, Rockstar está ejecutando a la perfección.

+1