Los desarrolladores de Alone in the Dark no sabían nada

La industria del videojuego avanza, vemos cada poco tiempo estos progresos que se van logrando, no solo en los aspectos hardware que la nueva generación de consolas promete ofrecer, sino que en los últimos años hemos podido observar cómo los servicios han ido apareciendo para labrarse un hueco como el complemento perfecto de nuestras consolas. Desde su lanzamiento, algunos como el servicio de Microsoft, el Game Pass, han evolucionado y añadido productos a su catálogo para así poco a poco hacerlo uno de los aspectos más destacables de la propia Xbox. GeForce NowEl resto de empresas no nos han hecho esperar mucho tiempo antes de sumarse a la nueva ola en la industria, y es que tanto Sony como Google han empezado a trabajar en ello, de la misma manera en la que Nvidia, tras una larga fase de beta, hace poco lanzó su propuesta, ni más ni menos que Nvidia GeForce Now. Anteriormente ya os explicamos cómo funcionaba este servicio, y resulta cuanto menos llamativa la opción de jugar a aquellos títulos los cuales nuestros ordenadores no pueden hacer funcionar gracias a nuestra conexión de Internet.

Habiendo pasado menos de un año de su lanzamiento oficial (apenas dos meses), ya salpicó la primera polémica respecto al servicio de Nvidia, y no fue otra que la salida de los juegos de Blizzard de la misma, de la cual, más allá de la nota donde explicaban qué había sucedido, no se ha vuelto a saber nada más sobre el tema. Sumado a esto, el pasado 1 de marzo volvieron a saltar las alarmas, pues los desarrolladores de The Long Dark, uno de los juegos de supervivencia y exploración más importantes de su género, informaron a sus seguidores de que el juego saldría de manera indefinida del programa.

La principal razón por la que han decidido tomar este rumbo es ni más ni menos que la propia Nvidia en ningún momento notificó al equipo que su juego iba a ser publicado en GeForce Now. Como bien indica el propio Raphael van Lierop, su acuerdo de publicación es con Steam, no con Nvidia, y habiéndose publicado en esta última (aunque lo haga de manera indirecta ya que lo que se utiliza es el launcher de Steam) ellos tienen el derecho de que, si no quieren seguir ahí, pueden salirse.

Teniendo en cuenta que puede no parecer la gran cosa, pues en ningún momento tienen por qué interferir en sus ventas de manera negativa (en todo caso positiva), no es nada más que una falta de modales, dejando a los desarrolladores en un segundo plano detrás de Steam, siendo esta una portavoz no elegida que decide por todos ellos publicarlos en otra plataforma. En algunas de las respuestas podemos encontrar más de un comentario desafortunado, pero también hay quien decide preguntar lo que otros deciden obviar, como en este caso, donde le preguntan que, si anteriormente hubiera sido informados, habrían publicado su juego allí sin problema, a lo que responde que posiblemente, ya que su principal problema es no haber sido preguntados. Al final no es nada más que un error o malentendido por parte de Nvida el pasar por alto que tal vez los desarrolladores querían ser consultados, a lo cual se refiere de nuevo Raphael en una corta explicación sobre por qué es importante tener controlado dónde se encuentran publicados tus juegos.

Con toda esta información también es importante recalcar la utilidad que GeForce Now puede ofrecer, pues la barrera que pueden implicar los requisitos ya no será un impedimento. Mike Rose, de la publisher No More Robots, también ha resumido en unos cuantos tuits todo lo necesario para entender tanto la situación como a las dos partes implicadas, desarrolladores y Nvidia, la cual puede llegar a ser más difícil de lo que aparenta.

1+