Mucho ruido y algunas nueces

Tras unos meses de incertidumbre y futuro vacilante para la nueva generación de consolas, hace ya unas pocas semanas que, y con el permiso de Nintendo, las dos compañías más importantes de esta nuestra industria recuperaban el tiempo perdido para convencernos acerca de porqué deberíamos decantarnos por la propuesta de una u otra empresa. Después un primer evento, The future of gaming, en junio (si no tenemos en cuenta aquel acercamiento inicial al apartado técnico de la consola), ayer le tocaba de nuevo el turno a Sony y su PlayStation 5, en una nueva presentación enfocada a los títulos que acompañarán a la consola a lo largo de su primer(os) año(s) de vida. Poco después de conocerse la fecha de esta conferencia, los rumores no se hicieron esperar y comenzaron a aflorar las informaciones que acrecentaban unas expectativas que eran, ya de por sí, elevadas; además del precio y fecha definitivos, un dato que era casi vox populi que sería revelado a lo largo del evento, un tweet (posteriormente eliminado) del productor de Square Enix Shinji Hashimoto invitando a sus seguidores a ver el evento, levantaba sospechas acerca de un posible anuncio relacionado con la legendaria saga de videojuegos Final Fantasy. Por otro lado, Cory Barlog, uno de los padres de Kratos y la saga God of War, presentaba un comportamiento algo errático en redes sociales, lo que hacía presumir que la próxima entrega de la saga estaría también presente en PS5 Showcase.

logo play station

Con toda esta serie de expectativas a sus espaldas y tan solo 45 minutos de duración para estar a la altura de las mismas, el evento arrancaba motores a las 22:00h con una sucesión de imágenes que nos recordaban títulos confirmados con anterioridad, entre ellos la esperada secuela del aclamado Horizon, Forbidden West (Guerrilla Games, lanzamiento esperado en 2021), Hitman 3 (IO Interactive, lanzamiento esperado en 2021) o el precioso Kena: Bridge of Spirits (Ember Lab, primer trimestre de 2021). Seguidamente, el logo de Square Enix, la aparición de Shiva y Titán, y unos icónicos emplumados amarillos nos ponían a tono para un tráiler con el que se cumplía la primera de las grandes expectativas para un evento que comenzaba por todo lo alto: Final Fantasy XVI es ya una realidad y se encuentra en desarrollo. Aunque por ahora se desconoce fecha para su lanzamiento, hemos podido conocer que el título está dirigido por Hiroshi Takai (director de The Last Remnant (Square Enix, 2009)) y producido por Naoki Yoshida, ambos dos muy ligados a la dirección y desarrollo de Final Fantasy XIV: A Realm Reborn (Square Enix, 2013) y cuyas influencias en la estética y ambientación de la próxima entrega numerada son innegables. A pesar de que el juego hace gala de encontrarse en un avanzado estado de desarrollo, la ausencia de una fecha siquiera aproximada nos hace pensar que a este proyecto aún le queda bastante tiempo por delante antes de salir del horno, pues Square Enix peca, habitualmente, de anunciar sus futuros títulos demasiado pronto. El tráiler concluía con un mensaje que veríamos repetido en varias ocasiones a lo largo de la sucesión de anuncios, y que nos indicaba que el título, aunque exclusivo de PlayStation en el terreno de las consolas, también será lanzado en PC.

 

 

Acto seguido nos sumergimos, guiados por nuestro amigo y vecino Miles Morales, en la ciudad que nunca duerme: Nueva York, campo de batalla para los acontecimientos narrados en Marvel’s Spiderman (Insomniac Games, 2018) ahora adornada con los atavíos propios de la Navidad. Tras una breve intervención de Brian Horton, director creativo de Insomniac, la desarrolladora nos permite echarle un ojo a un extenso gameplay de alrededor de 7 minutos de duración, donde nos presentan a los enemigos a los que tendrá que hacer frente Miles. Este gameplay demo finaliza con una mítica escena de Spiderman en el puente, que casi parece sacada de Homecoming (Jon Watts, 2017) o Into the Spiderverse (Bob Persichetti, Peter Ramsey y Rodney Rothman, 2018), justo antes de recordarnos que podremos echarle el guante al título antes de que finalice este 2020, siendo este uno de los pocos juegos mostrados en la conferencia que podremos jugar antes de que termine el año.

Y de una Nueva York actual volamos, con lechuza incluida, a la Hogwarts del siglo XIX, en un nuevo título ambientado en el universo de Harry Potter, y cuyo anuncio ha tenido el infortunio de coincidir con la polémica en torno a su autora, J.K.Rowling, y su nuevo libro, que irremediablemente ha acabado salpicando en cierta medida a este juego, que llevará por título Hogwarts Legacy. Aunque la inspiración bebe directamente de lo narrado en los libros, se ha confirmado que se tratará de un videojuego de rol y mundo abierto ambientado a finales de 1800, por lo que evidentemente su historia no girará en torno al personaje de Harry Potter, sino en torno a nuestro propio protagonista, al cual tendremos la libertad de personalizar a nuestro antojo. El tráiler mostrado fue eminentemente cinemático, por lo que aún habrá que esperar para saber con qué mecánicas nos sorprenderá (o no) este título. Llegará también en 2021.

Era después turno de Call of Duty: Black Ops Cold War (Raven Software, noviembre 2020). Dan Vondrak, director creativo, intervenía brevemente para introducirnos el espectacular, frenético y coreografiado gameplay (coche teledirigido incluido) que estaban a punto de mostrarnos. Además, también se informó a los jugadores y usuarios de PlayStation 4 que podrán probar en exclusiva la alpha del mismo. A Call of Duty lo siguieron Resident Evil Village (Capcom, 2021) y Deathloop (Arkane Studios, 2021), ambos con tráileres cinemáticos (con fragmentos de gameplay en el caso del título publicado por Bethesda) que nos mostraban más acerca de sus personajes, historia y ambientación. También tuvimos ocasión de echarle un primer vistazo a Devil May Cry V: Special Edition (Capcom, 2020), una revisión del título originalmente lanzado en PlayStation 4, Xbox ONE y PC cargada de novedades, entre las que destacan un nuevo modo de dificultad y la posibilidad de controlar a Sergil. Aunque no se trata de una de las principales atracciones de la consola, pues su contenido podrá también adquirirse en la versión original del juego y, además, llegará también a Series X, si hemos podido conocer que estará disponible digitalmente desde el lanzamiento de PlayStation 5.

sony ps5Lorne Lanning, director creativo de Oddworld Soulstorm (Oddworld Inhabitants, 2020), aparece ahora en escena para hablarnos de la nueva aventura de Abe, antes de mostrarnos un simpático gameplay que sigue la estela de entregas anteriores de la saga, pero con un renovado apartado visual y que promete ser mucho más brutal y sangriento. Acto seguido, y mediante un brevísimo y críptico teaser, era anunciado un nuevo Five Night at Freddy’s.

Aunque aún sin fecha de lanzamiento, el evento también nos dejó un nuevo adelanto del esperadísimo Demon’s Souls Remake, donde se hace plausible la increíble mejora gráfica con respecto al original lanzado en 2009 para PlayStation 3. La presencia de este título, aunque satisfactoria, hace aún más notable, de nuevo, la ausencia de Elder Ring, lo próximo de From Software. La aparente guinda final a la conferencia la ponían el anuncio de que Fortnite (Epic Games, 2017) seguiría dando guerra en PlayStation 5 y estaría disponible desde su lanzamiento. Además, también fue introducido el nuevo beneficio para los usuarios de PS Plus, que estaría también disponible desde el lanzamiento de PS5 y que permitirá a los jugadores revisitar títulos de PS4 tan populares como inFamous: Second Son (Sucker Punch, 2014), Final Fantasy XV (Square Enix, 2016) o The Last Guardian (Team ICO, 2016); una respuesta ante el Game Pass de Xbox que, aunque aún queda por detrás de este, presenta la primera alternativa real al popular servicio de Microsoft.

Hacia el final de la conferencia, el 12 de noviembre era revelado como la fecha elegida finalmente para el lanzamiento de la consola en Estados Unidos, Japón, Canadá, México, Australia, Nueva Zelanda y Corea del Sur. Al resto del mundo (España incluida) nos tocará esperar solo un poquito más, hasta el 19 del mismo mes, para buscarle un hueco a PlayStation 5 junto al televisor. Con respecto al precio, PlayStation 5 aterrizará en el mercado con un precio de 499.99€, cien euros menos si optamos por la Edición Digital. Jim Ryan hacía su aparición al final de la conferencia para ponerle la guinda al pastel; nos dejaba con un teaser muy conceptual que nos quedaba sin fecha, pero nos hacía saber que la próxima entrega de God of War llevará Ragnarok por nombre, y ya está en desarrollo, haciendo las delicias de los fanáticos, y cumpliéndose así la otra gran expectativa para el evento.


Podemos concluir así que, aunque a su lanzamiento no contará con demasiados títulos en la palestra, y habrá que esperar a 2021 para poder exprimir el verdadero potencial de PlayStation 5, podría hacerse un balance positivo de la conferencia, que en general ha conseguido estar a la altura y cumplir con las expectativas de los fanáticos, al menos en cuanto a lo que a anuncios de juegos se refiere. Sin embargo, la controversia por su precio, tan ajustado al de Series X a pesar de su inferioridad técnica, así como el valor de lanzamiento de sus videojuegos, que serán puestos a la venta por la friolera de 79.99€, arde en redes sociales. Con esta estela de cada vez más elevados precios, ¿acabará la industria por convertirse en un capricho accesible solo para unos pocos? La polémica está servida; aún está por ver quién se alza con la victoria en esta guerra de (usuarios) consolas.

2+