Nintendo saca, en consecuencia, al Detective Pikachu que lleva dentro

¿Os acordáis de esos años maravillosos donde no se sabía nada de los juegos? Ya sabéis, cuando había revistas especializadas que decían lo justo y necesario sobre un juego, no había filtraciones y si las había eran pocas, la publicidad venía por parte de lo que las empresas mostraban y no con una sobreexplotación y muestra de información del juego considerada spoiler… Esa maravillosa época donde podías charlar con tus colegas y comentar lo que habían presentado sin que pareciese que ya te has pasado 15 veces el juego sin que haya salido. Ese tiempo donde la información venía bien dosificada.

Se puede decir todo lo que se quiera de Nintendo, pero preocuparse de sus IPs es una de sus mayores virtudes (quitando el hecho de cargarse proyectos de fans). Este fin de semana, sobre todo el sábado, se filtró casi al completo toda la Pokédex de Galar, la nueva región donde toman lugar los hechos de Pokémon Escudo y Espada. Lo sorprendente es que ya han localizado al filtrador, y por lo que se sabe, aún no tienen claro cómo pudo llegar una copia del juego a una persona externa al proyecto, por lo que la teoría que cobra más fuerza es que se trata de un reviewer. Me temo lo peor para él, porque a nadie le gusta generar expectación para que luego en una tarde empiecen a filtrar un montón de tu contenido. Sorprendentemente, no han sido pocos los que se han quejado de las filtraciones y que han agradecido esta acción por parte de Nintendo.

Desde hace bastante tiempo no paro de ver a más gente diciendo “no quiero ver nada, quiero ir a ciegas”, y creo que es la opinión más pura que existe. Si bien es cierto que cada uno disfruta de una obra como bien quiere, es necesario comprender que hay gente que se quiere dejar sorprender. Los fans de Pokémon siempre se han quejado de la gran cantidad de datos que daban antes del lanzamiento del juego, pero por alguna razón esta vez están más pendientes de las filtraciones que otra cosa, y en parte me da algo de pena. Alien no sería lo mismo si en el trailer de la película revelaran algo decisivo de uno de los personajes principales, que, si bien no aporta demasiado a la historia en sí, sí que lo hace en su mundo en conjunto. Watchmen no sería lo mismo si supiéramos de antemano quién es el Doctor Manhattan y por qué es así, al igual que no sería lo mismo El Protegido de M. Night Shyamalan si te contaran cierta escena entre un hijo y su padre. Hay detalles que son importantes y se suelen mostrar, y me parece una pérdida de carácter de la obra inmensa. Aún recuerdo el spam abusivo por parte de Square Enix con Kingdom Hearts 3, que se te quitaban las ganas de comprar el juego; total, ya te habían contado toda la historia.

El próximo que filtre algo se queda sin peluche de chonky Pikachu.

También hay que tener en cuenta una cosa muy importante, y es un secreto a voces que muchas veces las empresas filtran información aposta para subir las expectativas con algo que pinta guay pero que a lo mejor no es real, pero ay si lo fuera. Desde mi humilde opinión, me parece una falta de respeto para los desarrolladores que han puesto tanto esfuerzo en diseñar un producto para que después lo destripen. Otra cosa completamente distinta, por ejemplo, es el ejemplo de The Messenger, que a los desarrolladores se les fue la pinza y metieron lo que considero que es el spoiler más bruto en un tráiler que he visto nunca. Ojalá hubiera entrado sin saber ese giro tan maravilloso, pero también es cierto que hay que vender la moto, y si no la enseñas poco te van a creer. Con todo, me parece fantástico que desarrolladores, incluso la propia Nintendo, se pronuncien al respecto de esta situación. Todas las filtraciones de juegos tienen un límite, y creo que ese límite está en el momento que un jugador se lamenta haber sabido esa característica del mismo, que para ti puede que no sea nada, pero para otro era oro puro.

0