Una situación cada vez más desesperanzadora para los creadores de contenido de la plataforma

El pasado viernes uno de los pioneros de YouTube España, RicharBetaCode, anunciaba a través de un vídeo que iba a dejar de subir contenido a su canal, el cual cuenta con 1,06 millones de suscriptores y la increíble cantidad de más de 5.300 vídeos subidos. Su canal se especializaba en gameplays completos de juegos y DLC, sirviendo como guía y entretenimiento a partes iguales. Lleva subiendo este tipo de contenido desde 2011 casi de manera ininterrumpida, además de haber aparecido y colaborado con otros youtubers a lo largo de su carrera. La razón principal no ha sido el dinero, sino la falta de ilusión: “veo la situación del canal, cuando subo un vídeo, veo que no gusta, veo que no llama la atención”. Continúa comentando que para él su canal es un proyecto el cual ve que se le está muriendo en las manos por mucho que haga.

La situación en la plataforma es generalizada. Grandes y pequeños youtubers van dejando de lado sus canales o reduciendo la cantidad de vídeos que suben porque no les merece la pena, ya sea por tema monetario o porque no sienten que las horas que dedican a su trabajo se vean recompensadas en visitas o interacciones sin poder hacer nada por mucho esfuerzo que le echen.

El algoritmo de YouTube empezó a fallar unos años atrás, siendo cada vez más inquisidor con los creadores de contenido, castigando con mano dura el, por ejemplo, uso de música de fondo o incluso fotos de otras marcas registradas por grandes empresas. El simple hecho de que en un juego sonara una canción podía implicar un strike, el cual iba a condicionar tu contenido de ahí en adelante, ya que aumentaban las posibilidades de que con cualquier otro despiste pudiera perder tu canal entero. Nuevos filtros han sancionado fuertemente los insultos o cualquier contenido que se puede considerar adulto, por ejemplo, la violencia, reduciendo el número de publicitantes que aparecerán e incluso retirándote cualquier tipo de inversión que pudiera conseguir gracias al vídeo en cuestión.

Estas cada vez mayores limitaciones a la hora de hacer vídeos han propulsado la migración a otras plataformas como serían el caso de Twitch, Mixer, o incluso Facebook Gaming. Algo que comparten estas tres es la retrasmisión en directo (streming) de gameplay, charlas o torneos. La interacción con el chat en vivo es una de las principales bazas que ofrecen frente al contenido estático de un vídeo, pudiendo compartir experiencias o charlando con los seguidores. YouTube realizó el movimiento conveniente creando YouTube Gaming, su respuesta ante esta retirada que hubo hace unos años. La estrategia no acabó de ser acertada y hoy en día se encuentra a la sombra de su competencia. Debido a esto decidió banear cualquier vídeo que hiciera promoción o informase de un directo que se hiciera en cualquier plataforma.

Testimonios lejos del optimismo

David Oliva (DaBit), antiguo creador de contenido en YouTube y que actualmente streamer en Twitch, ha podido respondernos a un par de preguntas al respecto:

  • ¿Crees que es rentable pasarse o empezar en plataformas de streaming como Twitch, Mixer o Facebook Gaming?

Depende de lo que cada uno entienda por rentable. Mucha gente piensa que moviéndose a Twitch tendrá el éxito garantizado y no es así. Twitch, al igual que Youtube, exige mucha dedicación, mucho “pico y pala” como me gusta llamarlo. Te pide un mínimo de horas diarias (unas cuatro), te pide que hagas streams todos los días, que sea de juegos que estén en portada o como mínimo tengan más de 20.000 visualizaciones en el momento para poder tener una mínima posibilidad de llamar la atención entre el público de ese juego. Al final, las plataformas de streaming son lo mismo que Youtube pero en un formato distinto. Si que es verdad que en mi caso, Twitch me ha dado mucho más beneficio a nivel económico en unos pocos meses que todo lo que me ha dado Youtube en 5 años y me ha permitido conectar muchísimo mejor con mi comunidad, pero claro, es que en Youtube sacaba un vídeo 1 vez al mes, en Twitch estoy prácticamente todos los días.



  • ¿Será este tipo de plataformas el nuevo modelo estándar de creación de contenido?

Creo que ya son el estándar para un tipo de contenido, el streaming. Youtube lo está intentando con su “YouTube Gaming” pero creo que a la hora de la verdad quien manda es Twitch. Si el creador de contenido en cuestión ama hacer vídeos, editarlos y demás seguirá quedándose en las plataformas que le permitan hacer eso, no hay más. Al final esto es una competencia en distintas categorías, así que hay que verlo de esa forma.

Actualmente YouTube es una plataforma hostil, tanto para los nuevos allegados como para los más veteranos donde no subir el contenido de actualidad te colocará en el pozo de los recomendados e incluso no te posicionará dentro de los recomendados de tus suscriptores. Los castigos injustificados y una excesiva mano dura ha ayudado a que las plataformas de streaming florezcan y congreguen a un grueso del mundo de los videojuegos.

6+